Registran y protegen paso de Mariposa Monarca

El monitoreo en Celaya del paso migratorio de la mariposa monarca por medio de la aplicación digital en teléfonos móviles: ‘MonarcaMx’ sigue activo, donde se puede registrar el paso de las mariposas al tomarles fotografías y subirlas a internet, enviando su imagen y ubicación como testimonio, que permite entender su línea ancestral de movilización.

Las imágenes de los usuarios celayenses se sumarán al Estudio 2018 de esta app y a los de otras personas en México, Estados Unidos y Canadá, con los que se miden trayectos y tiempos de travesía (que históricamente dura 9 meses la ‘bajada trasnacional’) desde el territorio canadiense hasta los estados mexicanos de Michoacán y el Estado de México.

A través de este monitoreo, hay casos de mariposas que son marcadas en sus alas y se han tenido sus avistamientos en suelo mexicano, tras 5 mil kilómetros de vuelo. Esta especie pasó por Celaya para gestar la siguiente generación en los bosques michoacanos, aunque algunas de ellas se quedaron en esta ciudad y se ha detectado que están hibernando y reproduciéndose en la zona rural celayense.

Para participar activamente en la preservación de este fenómeno natural en el territorio celayense, la dirección de Medio Ambiente instaló 3 Jardineras Polinizadoras’, una en el Instituto Tecnológico de Roque y dos más en la zona alta del área natural protegida (Comunidad Capulines) para abastecerles alimento y descanso.

En diciembre pasado, el Instituto de Ecología del Estado distinguió al Gobierno Municipal de Celaya, a través de la dirección de Medio Ambiente, por su compromiso de Sociedad y Gobierno para abonar a la promoción y participación en este monitoreo trasnacional. Celaya fue reconocido a nivel estatal en 2017 por ser el municipio guanajuatense con mayor participación en el monitoreo del paso de la mariposa monarca.

Guanajuato es muy importante para la ruta migratoria de la mariposa monarca, ya que es un embudo de las 2 rutas que provienen de Canadá y pasan por California y Texas en Estados Unidos. En su migración, unas llegan a Guanajuato por León y otras por San Luis de la Paz; sin embargo, históricamente no había un monitoreo ni conteo que permitiera medir el flujo

Comments

comments